Posteado por: barrenado | abril 14, 2011

UNA DE FÚTBOL

El fútbol mueve masas. Indudable.

El fútbol detiene masas. Comprobado.

Hace más de seis meses que todos los miércoles, excepto uno que fue festivo, juego con unos amigos (después de más de seis meses somos amigos, supongo) al fútbol sala. Iba a decir que jamás he sido tan fiel a una mujer como lo he sido al partido de los miércoles pero no, nunca he sido infiel a una mujer y alguna me duró más de seis meses.

Bueno, cual gallina, iré al grano.

De regreso a casa, tengo que atravesar una obra y siempre hay atasco. Ayer no, ayer me encontré con dos coches y ni adelanté ni me adelantó ninguno. No he de negar que me extrañó mucho, y que le iba dando vueltas mientras tenía la respuesta susurrándome al oído.

En la radio estaba la solución al enigma, el partido de fútbol que estaban retrasmitiendo, eso era lo que tenía paralizada a la ciudad.

El caso es que tengo un amigo que hacía más de diez años que no veía. Doce para ser exactos porque doce son los años que tiene su hija y se marchó del pueblo cuando se casó y no le vi más, hasta que el azar tuvo a bien volver a reunirnos para compartir cancha y balón. Fue una sorpresa encontrarnos allí y descubrir que teníamos un amigo común que no sabía que éramos amigos y que fuimos vecinos.

Bueno, el caso es que ayer, mientras nos vestíamos de corto, rememoramos lo que podría llamarse como el caso más extraño del fútbol. En un partido oficial, lesionó a un jugador reserva del equipo contrario haciéndole saltar la valla. Ciertamente no fue como lo cuenta, pero tampoco falta a la verdad, omite un pequeño detalle para acrecentar la leyenda.

Un jugador contrario estaba calentando en la banda. En el fulgor del juego, salió un balón largo por esa banda y él pensó que iba a ese jugador, salió con mucha fuerza y en el último momento se resbaló arroyando al contrario, golpeándolo contra la valla y sacándolo por encima de ésta. Y es verdad que no le sacaron tarjeta, que lesionó al otro jugador que fue retirado en camilla y que encima le amonestaron por calentar en la banda sin peto, chaqueta del chándal o sudadera. Lo cuenta todo pero omite el pequeño detalle del resbalón, que obviamente, no seré yo jamás el que se lo recuerde.

Pues bien, salí yo a calentar pensando en la anécdota y pensé, y eso que tengo un encargado que no se cansa de decirnos que no se nos paga por pensar. Pues pensé que el parquet de la cacha debía de doler si te caías por una entrada como la que hacía muchos años había protagonizado mi amigo, o si te caías sin más. No había atravesado la cancha a lo largo corriendo cuando me llamaron, me di la vuelta y vi venir el balón, me lo pensé y eso que sé que no debo de pensar y decidí golpearla con la pierna izquierda que podría decir que es mi pierna peor y lo peor ocurrió. Golpeo, resbala la pierna de apoyo y tremendo beso al suelo.

El parquet duele, efectivamente, pero además quema, y para prueba, mi codo derecho.

Mi amigo cuenta la historia de cuando él lesionó a uno siendo reserva, pero por poco puede contar otro caso extraño del fútbol, el de aquel que se rompió un brazo en el calentamiento del partido.

No soy un tío de lágrima fácil en lo que a golpes se refiere,  mi madre siempre dice que parezco un burro viejo, por la de golpes que atesoro, pero el balance de daños de ayer fue lamentable:

Codo derecho pelado y quemado, moratón en pierna derecha de un balonazo, rojez en costillas izquierdas de un codazo, espinilla izquierda pelada e hinchada de una patada, tobillo derecho dolorido de patear el balón y agujetas en general.

Menos mal que juego con amigos.

Y lo de los partidos de los lunes, en otro lugar y con otros amigos (menos amigos porque llevo menos tiempo), ya lo contaré en otra ocasión, porque también tiene miga.


Responses

  1. Últimamente no ganas para sustos, ¿eh? ¿Te has roto el codo? Espero que no y que tus heridas se curen pronto.

    • No me he roto nada, afortunadamente, ni siquiera el orgullo por haberme caído delante de todos, je je je je.
      Estos golpes son los que menos duelen, je je je je.
      Pero nada, todo bien.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: